Saltear al contenido principal
Alberto Schommer En El Museo Cerralbo

Alberto Schommer en el Museo Cerralbo

Una de las cosas que me fascina de PhotoEspaña, es que me acerca a espacios a los que apenas frecuento. En esta ocasión la ubicación era el Museo Cerralbo, un palacio del siglo XIX cuya decoración está ambientada en esa época, que contrastaba con modernas fotografías en blanco y negro del siglo XX.

Allí, el artista vasco Alberto Schommer (1928-2015) expone retratos del mundo de la cultura española, abarcando áreas tan dispares como la pintura, el teatro, la literatura, el cine, la música o la danza. Son retratos que se alejan de los típicos posados. Su colaboración con periódicos como ABC y El País permitieron dar a conocer su fotografía a un amplio número de lectores.

La muestra se divide en cuatro series, siendo precisamente la primera sección la que contempla los retratos psicológicos (1969-1973), encargados por ABC. Cabe destacar de esta serie la ironía e incluso el surrealismo, de los que se sirvió Alberto como herramientas de comunicación ante la censura.

Schommer Picasso   Schommer Miro

Trabajaba en crear escenografías que le permitieran contextualizar. De esta forma tenemos el placer de contemplar composiciones ocurrentes como la del artista Salvador Dalí siendo coronado, del pintor Joan Miró cortando unas alas o del actor José Luis López Vázquez atrapado en sus propios rollos de películas.

Posteriormente, con la llegada de la democracia, decidió abandonar esas dobles lecturas. Simplificó la escena para mostrar la psicología del personaje, centrándose en su rostro, la luz, los gestos y las miradas. Se enfrentaba directamente al retratado disparando cuando dejaban de posar, como se refleja en la segunda sección de la exposición, “Actitudes” (1988-1989), que fue encargada por El País.

Schommer Gaite   Schommer Nuria Espert

La tercera serie se denomina “Máscaras” (1984-1985) haciendo alusión a los bustos de la Antigüedad Clásica. Escritores, filósofos y artistas plásticos contemporáneos, son reproducidos con un fondo neutro y luz cenital. Frontales en primer plano, hipnóticos, nos permiten adentrarnos en el interior de los personajes sin artificios ni otros elementos que nos distraigan. Sus miradas y expresiones hablan por sí mismas. Expuesta en el Museo del Prado en 2014, le convirtió en el primer fotógrafo con una muestra en dicho museo. Y no fue el único hito en el que fue pionero. Tuvo el honor de ser el primer fotógrafo nombrado académico de número en la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando.

Schommer mascara Schommer Juana Mordo   Schommer mascara

Finaliza la muestra con la serie “Retratos años 2000”, también solicitada por el periódico El País, a través de retratos frontales.

Schommer detalle

Sus inicios como pintor y su paso por el Grupo fotográfico AFAL, que perseguía la renovación fotográfica, reflejan su búsqueda de experimentación constante y su espíritu innovador. Concebía el retrato como un enfrentamiento ente dos personas poderosas que se observan activamente. Un acto de amor con el que nos permite sumergirnos en la personalidad de cada personaje. En este caso, la personalidad de destacados miembros de la cultura española de las últimas décadas.

 

Hasta el 10 de enero de 2021

Esta entrada tiene 0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba